jueves, 20 de enero de 2011

Alea iacta est

En alguna ocasión he puesto títulos en inglés y hasta en alemán a estos artículos, pero es la primera vez que uso el latín.

Bueno, la frase de Julio Cesar al decidirse a cruzar el Rubicón (cultura de Wikipedia, claro), es tan conocida que casi la decimos sin pensar en que está en ese idioma clásico. Como mis lectores sabrán, se utiliza en el sentido de que por fin se ha tomado una decisión importante después de sopesar cuidadosamente los pros y los contras.

Esta posible decisión la anuncié aquí hace unos cuantos meses (Una explicación) y se refiere a la posibilidad de que tuviera que cambiar de vivienda. Esto, como allí decía, podía implicar la necesidad de desmontar total o parcialmente mi actual maqueta para adaptarla a una nueva ubicación, y por lo tanto, en ese momento suspendí el avance en la construcción, dedicándome desde entonces al tema electrónico, que por cierto ha avanzado espectacularmente desde ese momento.

Efectivamente ha llegado el momento de enfrentarme a una mudanza. Si para todo el mundo, una mudanza es un tema complicado y preocupante, para los poseedores de una maqueta de trenes tiene un plus añadido de dificultad, tanto en cuanto al nuevo acomodo de la maqueta como en cuanto al propio transporte.

Afortunadamente, creo que voy a poder instalar la maqueta tal como está, es decir sin necesidad de hacer modificaciones importantes. Por otra parte, como la maqueta se puede desmontar en dos módulos con bastante facilidad (y en tres con algo más de dificultad) el transporte no parece que vaya a presentar más dificultades que las derivadas de los posibles golpes.

Como mis seguidores ya saben, mi maqueta hasta ahora estaba encajada al centímetro en una pequeña habitación, lo cual me había llevado a tener que hacer una estructura basculante para poder tener acceso a todos los puntos tanto de la cara superior como de la inferior.

Ahora. la voy a poder tener en un espacio algo mayor, y por lo tanto no tengo necesidad de esa complicación ya que voy a poder tener acceso desde todo el perímetro, sobre todo si la sitúo en una estructura con ruedas, que permita desplazarla para dejar pasillos de acceso a la zona que sea necesario.

En definitiva, que va a tener una estructura clásica, apoyada en el suelo y con patas con ruedas. Naturalmente esto facilita mucho el acceso a la parte superior (ideal para la fase de decoración que se avecina) y en cambio obliga a trabajar agachado o tumbado en la parte inferior. Menos mal que el cableado está básicamente acabado.

Asi que, en las próximas semanas, voy a estar muy liado con el traslado y por lo tanto veo muy difícil que me pueda ocupar asiduamente de este blog. De momento tengo la intención de incluir algún artículo relativo a las incidencias del traslado y nueva ubicación de la maqueta, pero seguramente la frecuencia decaerá bastante. Incluso puedo quedar "incomunicado" por los translados de ordenadores, conexiones teléfónicas y demás problemas técnicos.

Así que ruego amis segudores un poco de paciencia. Nadie tiene más ganas que yo de poder volver a la normalidad y reanudar una fluida comunicación con todos los que ya considero mis amigos en esos 62 paises que las estadísticas de mi blog dicen que han conectado conmigo

1 comentario:

Gracias por expresar tus opiniones.

Los comentarios aparecerán en el blog normalmente en unos pocos segundos