domingo, 24 de mayo de 2009

Una nueva idea

Cuando comenté en el foro de Escala-Z la imagen publicada en el artículo precedente de este blog, me hicieron la advertencia de que situar esa maqueta de la igesia de Dresde como un santuario en un cerro que domina la ciudad, requería para ser creible una forma de acceso desde el nivel de la ciudad al nivel del santuario que pudiera facilitar a los habitantes la subida hasta esa altura.

Realmente la diferencia de altura no es tanta (unos 100 mm que por lo tanto representan unos 22 metros en la realidad, por lo que unos cuantos tramos de escalera son más que suficientes para salvar esa altura.

Sin embargo, ya que estamos haciendo una maqueta de trenes, se me ocurrió que un elemento atractivo podría ser un funicular que salve esa altura, al estilo de tantos que hay en sitios parecidos. La imagen de cabecera es del funicular del monte Igueldo, en San Sebastián, y es un buen modelo porque conserva los vagones originales de principios del siglo xx.

Claro que habría que fabricar esos "vagones inclinados" ya que no es fácil encontrar algo parecido. El hecho es que la inclinación de los vagones depende de la inclinación de la vía, y por lo tanto, si queremos que la vía tenga una inclinación "natural" correspondiente al paisaje de la maqueta, los vagones hay que hacerlos a medida. He visto en una página de Railex unos vagones de funicular, pero a primera vista la pendiente de la vía es muy baja.

Puede ser un bonito trabajo a realizar con latón fotograbado. Si algún día me decido a hacerlo, los lectores de este Blog, lo podrán seguir.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por expresar tus opiniones.

Los comentarios aparecerán en el blog normalmente en unos pocos segundos